martes, 4 de febrero de 2014

Tortas de San Blas (San Blas Opilak)

Publicado por saioa gil eneriz el martes, 4 de febrero de 2014 a las 18:21 No hay comentarios

INGREDIENTES
250gr. harina
1/2 sobre levadura royal
50gr. de mantequilla
2 huevos
100gr. azúcar
120gr. azúcar glace
Esencia de Anís
Chocolate de cobertura

ELABORACIÓN
        La festividad de San Blas se celebra el 3 de Febrero. San Blas fue un mártir cristiano, médico y ovispo. Era el patrón de los enfermos de garganta pues obraba milagros tanto con personas como con animales. En Bilbao cada año es tradicional comprar cordones de colores en los puestos que colocan frente a la iglesia de San Nicolás para ir a bendecirlos allí y así proteger nuestra garganta lo que queda de año. Solemos tenerlos nueve días puesto y después hay que quemarlo. Ese día se venden también rosquillas de anís, Santiaguitos, que son caramelos de malvavisco y estas deliciosas tortas de San Blas. Normalmente son redondas, pero yo las he hecho más divertidas con estos cortadores que tenía por casa.
      Para hacer estas tortas, ponemos la mantequilla en un bol (se suelen hacer con manteca también, pero yo la he sustituido por mantequilla) y le echamos dos gotitas de esencia de anís, no más. Añadimos también el azúcar y amasamos con las manos para integrar todo. Después añadimos un huevo y la yema del otro, la otra clara la reservamos.


     Seguimos amasando con los dedos y después añadimos la harina y la levadura royal y seguimos integrando todo. No es cuestión de amasar, sino de mezclar los ingredientes.

 
     Formamos una bola, la tapamos y la metemos a enfriar al menos media hora.


     Después de ese tiempo, y ayudándonos de papel de hornear para que no se nos pegue la masa, la extendemos dejando al menos medio centímetro de grosor y con un cortapastas vamos cortando porciones.


    Las colocamos sobre papel de hornear sobre una bandeja de horno y mientras precalentamos el horno a 180º, las metemos a enfriar un poco a la nevera para que guarden mejor su forma. Después las metemos al horno durante 15 minutos a 180º como hemos dicho.


     Mientras, preparamos la glasa. Montamos un poco la clara que hemos dejado antes y cuando empiece a coger cuerpo iremos incorporando poco a poco el azúcar glace hasta que consigamos la textura deseada. Si queda muy líquida podéis añadir más azúcar y si queda muy espesa unas gotitas de agua o anís.

   
     Después, una vez que hemos sacado las tortas del horno y estando aún templadas para que la glasa se adhiera bien, es cuestión de ir decorando la torta a vuestro gusto. Las tradicionales que son redondas, se suelen cubrir toda la superficie con la glasa. Yo como he hecho formas, la he decorado a mi gusto.


   Y por último, una vez que la glasa esté dura, se funde el chocolate de cobertura al baño maría o al microondas, con mucho cuidado para que no se queme y con un biberón pequeñito, una manga pastelera o un cucurucho de papel, se suele escribir "San Blas" en ellas.


¡Dejáis secar y ya las tenéis!


¡Según la tradición, se deben bendecir
antes de consumir!
Reacciones:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Buscar

     
      Recetas    Comentarios   
    Top blogs de recetas
    Top blogs de recetas
    Top blogs de recetas